Pinar TV transformada en escuela

image_pdfimage_print

Tomado de Diario de Granma

Pinar del Río. – Desde el 20 de enero, Tele Pinar ha incluido en su programación algo nuevo en sus rutinas, cuando la situación epidemiológica obligó a la provincia a producir sus propias teleclases para todos los niveles.

Respecto a la experiencia, inédita en el territorio, Yadira Álvarez García, subdirectora de educación en Vueltabajo, recuerda que Pinar del Río no pudo iniciar el curso escolar a fines de 2020, como el resto de provincias cubanas.

Inicialmente, el material estaba destinado a estudiantes de la capital, pero, en poco tiempo, se incorporarían los demás municipios, debido a un rebrote que llevó a la provincia, por tercera vez, a la etapa de epidemia.

“Los primeros días hubo muchos nervios y tuvimos que trabajar muchas horas para grabar las lecciones porque las cosas no salieron como queríamos y tuvimos que ensayar y ensayar”, recuerda Álvarez García.

Odalys Pacheco Hernández, también subdirectora de Educación, coincide en que “no es lo mismo impartir una clase en un aula que en un televisor. Tienes que mirar a la cámara, como si estuvieras hablando con los estudiantes. La gente nos llamó para decirnos que no se había visto una diapositiva o que se le había dado más tiempo, por lo que nos ayudaron a corregir detalles que no salían bien.

En total, el colectivo de telecentros de Pinar del Río y un claustro de más de 40 profesores y metodólogos impartieron cerca de 200 clases cuatrimestrales de 30 minutos cada una.

Ariel Ernesto Hernández Mitjans, jefe del Departamento Técnico y de Producción de Tele Pinar, dijo que de dos horas y media cubiertas por la parrilla del canal, con teleclases, la programación se ha ampliado a ocho horas diarias. «Tuvimos que reajustar el estudio y ajustar nuestra dinámica para asegurar esta tarea y también asegurar la programación habitual».

Aunque ahora cuentan con un expediente de teleclase enviado por el Ministerio de Educación, Pacheco Hernández asegura que algunos de los temas aún se graban en la televisión local.

Los expertos explican que haber iniciado el curso varias semanas después que el resto del país, por las complicaciones ocasionadas por el COVID-19, significa que los estudiantes de Pinar del Río nunca podrán tomar los cursos que se emiten en la televisión nacional.

Sin embargo, gracias a las alternativas a las que han apelado la Consejería de Educación y la cadena territorial, todos tendrán las mismas oportunidades para aprender.